El trabajo de genealogista sucesorio nace con la creación de nuestro gabinete en 1830. Reagrupa a los primeros profesionales en la materia tanto de Francia como del extranjero. Su finalidad es establecer, por primera vez, distintas prácticas que desde entonces serán repetidas por decenas de firmas fundadas desde finales del siglo XIX.

La tarea que lleva a cabo el genealogista consiste esencialmente en buscar herederos en el marco de sucesiones establecidas por un notario, así como en certificar la devolución sucesoria. Igualmente, debe convertirse en el portavoz de los derechohabientes, a fin de defender sus derechos en la liquidación de la herencia.

El peritaje que ofrece nuestro gabinete, desarrollado durante cerca de dos siglos de práctica, responde al mismo tiempo a las necesidades de una gran variedad de actores jurídicos. Puede ponerse así al servicio de profesionales del derecho o de la inmobiliaria, para encontrar legatarios de bienes, propietarios de tierras o beneficiarios de productos financieros.

Investigación

La investigación consiste en un trabajo lento y minucioso por el que a partir de un apellido, el del difunto, se llega a establecer la lista exhaustiva de los herederos. Registro civil, censos de población, registros de empadronamiento, investigaciones locales son algunos de los medios a los que el genealogista recurre para reconstituir el árbol genealógico familiar, en todas sus ramificaciones legales.

La revelación de la sucesión

Cuando se encuentra al último heredero, una carta es enviada a todos los herederos, a fin de revelarles el origen de la sucesión.

La devolucion sucesoria

El Código Civil Francés organiza la manera en la que se debe transmitir una herencia. El artículo 731 del Código Civil estipula que «la sucesión no puede corresponder por derecho más que a los parientes y al cónyuge sucesible del difunto». 1) La regla del orden de sucesión: Primer orden Los descendientes por línea directa. […]

La liquidación

La liquidación constituye la última etapa del trabajo del genealogista. Provisto de la procuración, que le ha confiado el heredero, el genealogista puede proceder a la liquidación de la herencia –venta de bienes inmobiliarios y de títulos, cita con el notario… De tal forma que la persona representada no sufra ningún desagravio y pueda entrar […]

Nuestros compromisos

Gracias al contrato de revelación sucesoria y de una procuración, los herederos nos otorgan el poder de liquidar la sucesión en su nombre. El gabinete se compromete así a representar, del mejor modo posible, los intereses de sus herederos a lo largo del establecimiento y la liquidación de la sucesión.

Garantías

Una garantía jurídica: el contrato de revelación de sucesión A través de la firma del contrato de revelación de sucesión por el heredero y por los Archivos Genealógicos Andriveau ambas partes quedan ligadas. Este contrato es para el heredero una garantía de una seguridad jurídica absoluta. En él se estipula que: el gabinete toma a […]

Honorarios

Honorarios de revelación de sucesión Es el contrato de revelación de sucesión, propuesto a los herederos, el que fija nuestros honorarios. Ellos representan un porcentaje de la parte neta (después de haber realizado el pago de los derechos de sucesiones) que percibirán los herederos, variando según el grado de parentesco que les ligue al difunto. […]